Actualizaciones recientes Página 2 Mostrar/Ocultar Comentarios | Atajos de teclado

  • John Wayne 08:00 el 23 June 2014 Permalink | Responder  

    Corporativismo? 


    Contrariamente a lo que la mayoría de la gente piensa, la Abogacía es una profesión poco o nada corporativista. Todos tenemos multitud de ejemplos acerca de como se las gastan algunos “compañeros”, tanto fuera como dentro de los juzgados. No sólo eso, la insolidaridad, es otra de sus características más visibles.
    Hace tiempo, publicaba la prensa la noticia de la huelga que llevaban a cabo, en Inglaterra y Gales, los Abogados del turno de oficio. En un sitio donde los letrados cobraban el doble que aquí, la huelga había tenido una gran repercusión y planteaba no pocos problemas a la Administración. Esto, en España, es inconcebible. No digamos ya a nivel nacional (donde cada taifa autonómica iría por libre) si no que, a niveles inferiores, ya tenemos ejemplos de ello. Hace años, la huelga que se convocó y de la cual algunos fuimos testigos directos, no obtuvo resultado alguno, no ya solo por la falta de apoyo decidido de los Colegios, si no por la insolidaridad de algunos buitres togados que prefirieron llenar sus faltriqueras con algunas monedas de oro más que hacer causa común con el resto de compañeros por una causa justa que, en definitiva, iba en beneficio de todos.
    Actualmente, las cosas van de mal en peor. No sólo se congelan los honorarios si que encima la Admon no paga porque no le da la gana. Y nada apunta a que las cosas vayan a cambiar. Está visto que aquí, in Spain, sino eres okupa o profesional de la kale borroka no te hace caso ni el tato.
    Y eso por no hablar de la nula presión que se ejerce sobre el Colegio de Abogados donde Dictator campa a sus anchas sin que nadie ose criticarle lo más mínimo. Es más, cada vez que se convoca una reunión sobre cuentas y demás, acuden cuatro pelanas de los cuales el 90% va a hacerle la ola y a tragar con todo lo que diga.
    Creo que, en el fondo, la profesión tiene lo que se merece. Lo malo es que pagamos justos por pecadores
    Anuncios
     
  • El Novio de la Muerte 16:24 el 18 June 2014 Permalink | Responder  

    ABUNDANDO EN LO QUE BIEN ACABA DE DECIR MI AMIGO Y COMPAÑERO “SAVONAROLA”… 

    En efecto, como acaba de relataros mi buen amigo Savonarola, ante la negativa no por habitual en el Diez Veces NO (DecaNO) menos sonrrojante y digna de enojo profundo por nuestra parte de no querer convocar una Junta General Extraordinaria que tratase monográficamente la aplicación de la Ley de Tasas en nuestro ámbito y qué posibles medidas se podían arbitrar contra la misma, El Patio decidió recurrir ante el Consejo General lo que nos parecía una auténtica machada por parte de quien manda en la Junta de GobierNO de Gijón contra el sentir (y los intereses profesionales) de todos los Abogados de Gijón; me cupo el inmenso honor de ser yo quien suscribiera aquel recurso en nombre propio como colegiado de Gijón y asímismo en mi cualidad de Presidente de la Asociación de Abogados EL PATIO DE MI COLEGIO. Que media España esté levantada en pie de guerra contra las Tasas de Gallardón, muchos Colegios incluídos, y que aquí se nos vete el derecho de exigir a nuestros jefes corporativos locales a que convoquen una Junta General Extraordinaria cuando cumplimos todos los requisitos que exigen los Estatutos colegiales nos parece, cuando menos, indigno de quien figura y sale en la foto, los vinos y rosas, la farándula y los oropeles, gracias y por cuenta (y a costa) de todo el censo de colegiados gijoneses.

    En los archivos adjuntos podéis examinar la resolución que dictó el Consejo General de la Abogacía el pasado mes de Marzo, he de reconocer que contra todo pronóstico no porque no pensásemos que nos avalaba la razón sino porque dudábamos de que el Consejo fuese a acoger nuestras argumentaciones (de lo cual nos congratulamos todos y por lo cual reconocemos públicamente –por una vez- la equidad y justicia de dicho órgano corporativo), y que además, afortunados que somos los patios, le fue notificado a nuestra por entonces Secretaria de la Asociación en pleno III Congreso Nacional de los Abogados del Turno de Oficio que estábamos celebrando por aquellos días en Alcalá de Henares. Podéis imaginaros el regocijo que tuvimos y los ohsss de admiración que se ganó nuestra Asociación entre compañeros de toda España que asistían al Congreso (con no pocos representantes de unas cuantas Juntas de Gobierno, por cierto) cuando nos pasaron la información vía SMS y nosotros, una vez confirmada tras el lógico inicial subidón, la trasladamos de inmediato a todos los congresistas…

    El caso es que la Comisión Permanente del CGAE estimó nuestro recurso por unanimidad (ésto es importante destacarlo) y revocó el Acuerdo ruín e indigno que en su día había dictado quien no merece representar a un colectivo profesional de casi mil compañeros, en decisión la del Consejo que según nos confesó allí en Alcalá algún Decano muy próximo a nuestras posiciones reivindicativas, levantó muchísimas ampollas y un grave malestar a quien siempre dice NO frente al propio Carnicer, al que le pidió “explicaciones” ante lo que él consideraba una “humillación” en toda regla a manos de esos malditos chicos irredentos del dichoso Patio de mi Colegio… Le habíamos pintado la cara delante de sus propios colegas. Triunfo total para El Patio. Triunfo total (y ésto es mucho más importante que El Patio), para toda nuestra profesión y para quienes formamos parte de la misma, pues a ellos, a nosotros mismos, van encaminados siempre todos nuestros esfuerzos y desvelos.

    Como muy bien afirmó Savonarola hace un momento, Sergio Herrero, insensible ante los gravísimos problemas que sufrimos los colegiados (y que no son desde luego saber el itinerario de la Gymkana a celebrar este año, ni si lloverá o hará sol el finde que hagan la marcha a pie a Covadonga, ni siquiera –con ser muy grave- que cuando te convocan a una conferencia profesional en los locales de nuestro Colegio ésta haya de ser celebrada en la liliputiense casona de Cimadevilla… y que te digan que vayas pronto porque luego si te demoras un poco no cabes), decidió recurrir lo que él consideraba una afrenta personal del Patio y en particular de su humilde pero encorajinado Presidente hacia él, el Ser Superior del Colegio de Gijón, porque a fin de cuentas, como ya se os dijo, los honorarios de Letrado que haya que pagar para dirigir ese recurso contencioso-administrativo ante el TSJ los vamos a pagar los 900 colegiados gijoneses y no él, ni esos junteros abducidos por ese Ser Superior que entran allí y pierden repentinamente su raciocinio, su independencia de criterio, su sana crítica…, los derechos del Procurador lo mismo, y hoy mismo leía una resolución de Hacienda, y os aporto a continuación el enlace, que los Colegios Profesionales NO van a tener que pagar Tasas cuando accedan a los Tribunales en demanda de la tutela judicial efectiva, la suya, claro. Otro motivo añadido más para edulcorar la beligerancia de los Colegios contra las Tasas ya que ellos mismos, gracias a esas interpretaciones tan “así”, como la política seguida en España para conceder indultos, se van a librar de pagarlas para, como en esta ocasión, con nuestro dinero de colegiados, pero sin pagar las Tasas, atacar y perjudicar los intereses de los Letrados que formamos parte de aquéllos. Tan paradójico y surrealista como objetivo y cierto. Leed el siguiente enlace:  http://www.expansion.com/2014/06/16/juridico/1402935829.html

     

     

    Así las cosas, os facilito también copia del escrito que nuestra Asociación ha presentado hace unos días para personarse en ese recurso porque, no nos engañemos, el recorrido que le vemos al Consejo General para defender ante el TSJ su propio Acuerdo de Marzo estimamos que es más bien corto, muy cortito… Dudamos de veras desde El Patio –y nos encantaría equivocarnos- que el Consejo General realice una defensa brava y a cara de perro de su propia argumentación en Oviedo y más bien tememos que haya un paripé para salvar los muebles y la cara a todo quisqui y que el Colegio, echando el resto, esté más cerca de lograr la revocación del mismo y que el TSJ le dé la razón. Para evitar esa comedia y por eso mismo hemos decidido sin duda alguna personarnos también nosotros en las actuaciones y velar por nuestros propios intereses, que son los vuestros, compañeros. CON NUESTRO PROPIO DINERO, QUE CONSTE: EL PATIO ES QUIEN SE PAGA TODO. Al menos así garantizamos que va a haber una voz contundente, astifina y preñada de convicción que va a defender los intereses de los Abogados que queremos debatir fórmulas (que las hay, Sergio, las hay y muchas y muy buenas…) para combatir la aplicación de la Ley de Tasas y, derivado de ello, parar la sangría de casos y Clientes que estamos sufriendo todos los Abogados que no sólo nos dedicamos a Penal y llevamos asuntos en jurisdicciones donde sí es exigida inmisericordemente la maldita Tasa gallardoniana.

    Personación Patio ante el TSJ

    Os seguiremos informando, como siempre. Pero de momento, sirvan estas líneas, como las del distinguido compañero que me precedió en ello, para publicitar la realidad objetiva y tozuda de unos hechos que, si yo fuera Decano, no sólo me sacarían los colores, sino que me sacarían a gorrazos de la poltrona que estaría ocupando para daño, deshonra e ignominia propia y de toda mi profesión. Un Decano así, con un pelín de vergüenza torera que tuviera (sí, ya sé que hablo de un imposible, lo sé), dimitiría pitando porque su ética personal no le debería permitir seguir calentando el sillón ni un minuto más cuando se ve, se descubre, y se publican, las “maniobras orquestales en la oscuridad” que está haciendo PARA PERJUDICAR AL COLEGIADO USANDO ENCIMA EL PROPIO DINERO DEL COLEGIADO, poniendo por delante su indisimulado egocentrismo y su personalismo por encima del bien común y de los intereses de todos los colegiados, a los que juró servir y no servirse de ellos, que es muy distinto. Vivir para ver.

    Tenemos al Caballo de Troya en casa, chicos. Los Abogados gijoneses tenemos como máxima cabeza visible de nuestro Colegio a quien actúa manifiestamente contra nuestros intereses profesionales haciendo viajecitos de placer por media España con su Guardia Pretoriana adozenada para asistir a los saráos del Consejo y/o de las Juntas de Gobierno (como la indecencia moral de los gastos que hicieron recientemente en el aquelarre de Vigo de las Juntas de Gobierno) mientras por otro lado aplica la LEY MORDAZA a sus colegiados y les prohíbe reunirse para debatir su futuro o cumplir con su obligación de convocar una Junta General para discutir qué podemos hacer ante el penúltimo ataque no contra la tutela judicial efectiva del justiciable que significa el Tasazo, no, señores…, sino contra el futuro mismo de nuestra profesión como Abogados, amenazados de lock out y tener que irnos para casa porque simplemente DESDE QUE ENTRARON EN VIGOR LAS TASAS NO NOS ENTRA TRABAJO EN NUESTROS DESPACHOS. Y ésto se puede decir más alto, pero no más claro. Y el que lo niegue, o no es Abogado y no ejerce como Abogado, o miente como un bellaco. Parafraseando al clásico aforismo legal, “dura veritas, sed veritas”.

    Y por cierto, y ya para finalizar: el “compañero” (nunca unas comillas fueron tan oportunas) que firma el recurso contencioso interpuesto CONTRA LOS ABOGADOS GIJONESES por parte del Ilustre Colegio de Abogados de Gijón es un tal… JAVIER MENÉNDEZ REY, al que muchos conoceréis. Todo queda en casa. Aquí se habla siempre con luz y taquígrafos, compañeros; no la hagas, no la temas; el Procurador, Ignacio López González, de Oviedo. Os lo digo para que sepáis bien, que sepa todo el mundo, quiénes son los “compañeros” que nos están apuñalando por la espalda, con los que se puede (o tal vez no) trabajar, siendo Abogados que van contra Abogados, Procuradores que van contra Procuradores (nuestra filosofía anti-Tasas ampara no sólo a nuestro colectivo, sino también a nuestros hermanos los Procuradores de los Tribunales). Y todo a cambio de una fruslería como podrían ser las famosas treinta monedas de plata, ¡¡Judas!! En verdad debemos tener razón los patios cuando denunciamos lo espantoso que pinta el presente y el futuro de nuestra profesión si no adoptamos medidas quirúrgicas y democráticas (no rendidas a las oligarquías dirigentes) que pongan coto a estos desmanes, porque la verdad, Javier, prestarte a dirigir un pleito como éste, en el que vas a litigar contra tu propia sangre, contra tus propios compañeros, contra tus propios intereses de profesión, que tú visto está que no llevas sólo Penal…, o es de gentes muy necesitadas de esos honorarios, de esas cuatro perras que te puede suponer este asunto, o es de personas que no ponen la moralidad de sus actos en la cúspide de los requisitos imprescindibles e irrenunciables a la hora de decidir aceptar o renunciar a un asunto profesional. Ya sé, ya sé, que el hambre es muy negra, pero…

    img001 img002 img003 img004 img005 img006 img007

     
  • sav0narola 10:38 el 18 June 2014 Permalink | Responder
    Etiquetas: EL DECANO SE NIEGA HABLAR DE LAS TASAS ¿POR QUÉ...?   

    “EL PATIO DE MI COLEGIO” como asociación profesional que vela por los intereses de los abogados, promovió en su día se convocara Junta extraordinaria del Colegio de Abogados de Gijón para hablar sobre la Ley de Tasas Judiciales y las medidas de presión que se pudieran asumir por parte del Censo Colegial como muestra de oposición y rechazo a una medida del gobierno que perjudica claramente los intereses de todos nosotros.

    La respuesta del DecaNO fue la de rechazar tal propuesta, sin alegar motivación alguna, cerrando la puerta a todos los compañeros a que se pronunciaran al respecto. Parece ser que al DecaNo no le afectan las tasas, o ello no repercute en la afluencia de clientela a su despacho no hay otra razón para no convocar la mencionada Junta.

    Teniendo en cuenta la negativa del DecaNo, que es abogado que ejerce en un ámbito judicial carente de Tasas Judiciales, EL PATIO DE MI COLEGIO decidió recurrir tal negativa ante el Consejo General de la Abogacía Española que en su resolución da la razón al PATIO y tuerce el brazo al DecaNo para que convoque la Junta extraordinaria monográfica sobre Tasas Judiciales.

    Molesto por la actuación del PATIO, su eminencia el sr DecaNo ha recurrido la citada resolución ante el Tribunal Superior de Justicia de Asturias en abierta defensa de sus intereses particulares, de las Tasas judiciales que no afectan a su ámbito de actuación profesional .

    A día de hoy la cuestión está pendiente de resolución por parte el alto tribunal autonómico pero ya pero las conclusiones son:

    -Que el DecaNO no tiene intención alguna de seguir una línea de confrontación y protesta frente a las tasas judiciales que hunden nuestros despachos y nos avocan al cierre.

  • -Que el DecaNo tiene miedo a liderar la lucha frente a las tasas judiciales, pero a la vez ni come ni deja comer, ni lidera la lucha ni deja que se lleve a cabo por otros.

    -Que el DecaNo sufragará el recurso frente a la resolución del CGAE a costa del presupuesto Colegial, lo que supone utilizar fondos colegiales para oponerse a iniciativas de los propios colegiados. Hay que dejar constancia aquí de que el PATIO asume la oposición al recurso con sus propios fondos, por lo que sus integrantes abonará el recurso y su oposición, la primera de forma indirecta con sus cuotas colegiales y la otra de forma directa con sus fondos propios.

    -Que el DecaNO con esta acción se alinea con Gallardón y su Ministerio en la defensa de las tasas y del cierre por ruina económica de muchos de nuestros despachos.

    EL PATIO DE MI COLEGIO se ha propuesto luchar hasta las últimas consecuencias para que todos los compañeros de Gijón tengamos la posibilidad de tomar medidas de oposición a las tasas y para que no tengamos que lamentar el cierre de ni uno de nuestros despachos.

    El DecaNo se ha puesto a rezar a Dios, pero en su mano izquierda blande un mazo con el que golpea de forma inmisericorde nuestro futuro profesional. Ponerse detrás de un pancarta oficial no es suficiente salvo si lo único que se persigue con ello es salir en una foto.

 
  • sav0narola 08:36 el 16 June 2014 Permalink | Responder
    Etiquetas: LA CUADRATURA DE LAS CIRCULARES   

    Cada vez abro mi correo colegial, con 3 interfaces difrentes y funcionando “de esa forma”, y veo que se ha remitido al censo una circular del colegio, antes de abrila empiezo a especular de lo que va a tratar. Y es que viendo la deriva de esta Junta de Gobierno, la circular de turno puede tratar de la marcha verde a Tanger en reivindicación de la devolución del Sahara o de las ginkanas chupidivertidas que te hacen recorrer toda la ciudad buscando la fuente de la eterna juventud.
    Pero yo me pregunto, como algún compañero ya me ha comentado ¿dónde están el las dichosas circulares los temas que realmente a los abogados de Gijón nos interesan? ¿Por qué no cumplen con la misión de servicio e información al censo?

    • Una circular del colegio te informa sobre una Ginkana que es un tema harto importante, en vez de por ejemplo remitirnos a los abogados de cara a la campaña del IRPF nuestros datos fiscales en referencia a las cantidades pagadas en concepto de mutualidad, seguros profesionales, cuotas colegiales..
    • Una circular del colegio te informa sobre la marcha pedestre a Covadonga con puntos de salida ruta del furgón de apoyo, lugares de pernocte, tema harto importante en vez de perder el tiempo en informar al censo sobre la inminente implantación de la oficina judicial en los Juzgados de Gijón que ya ha producido desaparación de expediente y mil quebrantos en otras plazas como León o Burgos.
    • Y una Circular, te informa sobre el estado de eterna Majestad del DecaNO y su Junta, cómodos en la pura idolatría. Pero no te informa de que han recurrido una resolución del Consejo General de la Abogacía que dictó a instancias de una reclamación de la Asociación “El Patio de mi colegio” que obliga al DecaNo a convocar una Junta Extraordinaria para tratar el tema de las Tasas Judiciales. Por cierto los gastos del recurso a cuenta del presupuesto del Colegio, y la Asociación asumiendo los propios de la oposición, lo que supone un condena a costas ganemos o perdamos.

    La conclusión que se puede sacar de todo esto es que las circulares lejos de cumplir un papel de información eficaz y servicio a los colegiados, se utilizan como instrumento de propaganda del DecaNo y su Junta, o como gacetilla de sus actividades de esparcimiento.

    Desde el Patio entendemos que esto no puede seguir así, que las circulares han de informar y prestar un servicio eficaz al colegiado, no ser el espejo espejito de nadie, que a fin de año en su informe anual venda como un éxito de la gestión del Colegio lanzar 60 “Herrerales” o “Decanales” para que los compañeros sepamos dónde se celebra la siguiente ginkana o lo que hay que pagar por apuntarse al campeonato de mus…

     
  • Hank Palmer 14:06 el 11 June 2014 Permalink | Responder  

    Gallardon:”la justicia sera electronica o no sera” 

    Como decimos por Asturias “vale gallu”. Por si no tuvieramos poco con el nuevo proyecto de ley de asistencia juridica gratuita ahora viene el señor ministro con que hay que usar LEXNET si o si y yo soy letrada de a pie con pocos conocimientos tecnologicos y menos ganas todavia de complicarme la vida con aparatinos modernos y nuevos sistemas de notificacion. Que no me compliquen mas la existencia!

     
  • El Novio de la Muerte 18:57 el 8 June 2014 Permalink | Responder  

    La foto de las Azores, o la degeneración de una ilusión (y II) 

    Foto Azores

    Lo que pasó después no merece la pena ni molestarse en relatarlo porque este post no pretende ser un artículo de denuncia social ni de lloriqueos vanos. Simplemente quedémonos con una idea: la maniobra orquestada desde las alturas de nuestra profesión (con la firme sospecha de que nuestro DecaNO no fue ajeno a su gestación) puso como chivo expiatorio la queja fundada de quien ésto suscribe como motivo último del boicot institucional al Congreso, cuando la tozuda cronología de los hechos dice que fueron ellos quienes boicotearon sin rubor aquel evento convocando, a mala fe, a traición, un Pleno del Consejo que perfectamente podía haber sido convocado en cualquier otro momento porque yo no tengo Secretaria que me organice mi agenda, pero el Sr. Carnicer sí la tiene (y se la pagamos todos) y el Sr. Carnicer, por sí mismo personalmente y por medio de su Secretaria, sabía que el 7 de Marzo tenía una cita ineludible con los Abogados de Oficio de España, y con total desprecio a esa Abogacía de Oficio de España, a todos nosotros, convocó un Pleno que sabía que no sólo iba a provocar su inasistencia personal, sino también la inasistencia de otros Decanos que estaban designados en los Programas como Ponentes y la de otros que iban a acudir como meros congresistas de a pie con toda su buena voluntad. Pero como donde manda patrón no manda marinero…

    Después de aquellos procelosos días, un sector tan importante como timorato y maleable de la Confederación consideró que era más cómodo vivir servilmente a la sombra del poder que enfrentarse gallardamente a él; pensó que tal vez debiera cambiarse la filosofía de la Confederación haciéndola más maleable a los intereses bastardos de las alturas del poder corporativo y del poder político, en lugar de seguir a pie de obra al lado de los Abogados de Oficio, del pueblo llano; creyó, en definitiva, que era más adecuado hacer loas a Carnicer y los suyos –aunque nos hagan mil y un perrerías, como la que os cuento- en vez de cantarles las verdades del barquero y ponerles a remojo cuando se comportan con desprecio hacia nosotros y deslealtad hacia la profesión y los propios cargos cuyas poltronas calientan. Olvidaron con ello al clásico cuando dijo aquéllo de “España prefiere honra sin barcos, que barcos sin honra”, o también aquéllo de “preferimos morir de pie que vivir de rodillas”.

    ¿Qué debía hacer El Patio llegados a ese punto? Sencillo: convocar a nuestros fieles y decidir en consecuencia qué paso dar a partir de ese momento. Y como decíamos al principio de esta historia, al final optamos por salir de una Organización que había perdido su ardor guerrero para lanzarse en plancha al frenesí del pasteleo y del cambalache. Nosotros somos deudores del “Espíritu de Gijón”, y por eso mismo nos sentimos herederos y legatarios del mismo y no podemos ni queremos traicionar nuestras raíces. Nacimos contestatarios y moriremos contestatarios. Poco nos importa ser más o menos aplaudidos, y ni siquiera ser más o menos votados. Nos da exactamente igual. Jamás se dijo que Dios exista porque haya habido un referéndum que dijese que mayoritariamente Dios existe. Nos da igual que nos aplaudan o que nos tiren piedras. Lo importante es nuestra conciencia, la limpieza de miras de nuestros objetivos. Tenemos la razón, luchamos con honestidad y la Historia pondrá a cada uno en el lugar que le corresponde. Nuestra conciencia está y quiere seguir estando tranquila.

    Y hete aquí que como dice un viejo aforismo legal que “el que alega, prueba”, nos llega la foto que ilustra este post y con ella constituímos la mejor prueba material de que El Patio ha hecho lo correcto y que, desafortunadamente, el capital humano e ideológico que supuso la ilusión del nacimiento de la CEAT, se ha convertido en otra de las muchas Asociaciones filoinstitucionales que adornan el panorama de la Abogacía: igual que los propios Colegios y el Consejo General, o las AJAs (verdaderos equipos filiales de las Juntas de Gobierno colegiales), o muchas Asociaciones de Abogados que al final le ríen las gracias a los sátrapas de turno.

    En esa desgraciada foto vemos a la nueva cabeza ¿pensante? de la Confederación haciendo el juego a los dóciles y mansos de la tierra. Los aficionados a la tauromaquia llaman “cabestros” a los toros mansos, ¿verdad? Pues podría decirse, sin ánimo de zaherir a nadie y si se nos permite la metáfora inocente, que tal que así. Mansedumbre total y bajada de pantalones total. ¡Qué bajo han caído!

    No de otra forma puede entenderse cómo en una “movida” que organizan para analizar las vías de lucha frente a la reforma pretendida por el Sr. Gallardón para la Justicia Gratuíta, en el reportaje del que extraemos la foto sólo se hable de:

    • La nueva LAJG dificulta el acceso a la Justicia Gratuíta de los ciudadanos con menos recursos económicos y ataca a la tutela judicial efectiva.
    • Crear “actividades formativas”, “mesas redondas” y “cuadrípticos informativos” (sic) como medios de lucha contra la nueva Ley… La verdad es que tengo que reconocer que ésto a mí me dejó a-no-da-da-do, que diría nuestra Sara Montiel…
    • Organizar “concentraciones en los aledaños del Ministerio de Justicia y del Congreso de los Diputados”. ¿Se habrá enterado esta panda de tontos e inútiles que las manifas delante de las Cortes están prohibidas???
    • Reunirse con la Defensora del Pueblo y estrechar el contacto con el CGAE. Si por lo menos hubiesen dicho “estrechar el cerco” al CGAE…
    • A la Presidenta de una AJA lo que más le preocupa y menos le gusta de la nueva Ley es que “perjudica al ciudadano”.
    • Otro colega habla de difundir anuncios en los medios de comunicación y recabar el apoyo de las redes sociales (sic).
    • Otro más habla de que están ahí para defender “el derecho a la Justicia Gratuíta”.
    • Y entre tantos y tantos entrevistados, el nuevo guía de la CEAT aparece ignorado supinamente por los medios; ni una mala palabra ni una acción buena. De ser punta de lanza de todas las apariciones mediáticas de las Asociaciones más críticas con el establishment, han pasado a convertir a la CEAT en una simple comparsa de las Agrupaciones de Abogados Jóvenes y otras Asociaciones que o bien están claramente politizadas y no son Asociaciones profesionales de Abogados, o simplemente son alicortas y están achatadas por los polos porque le hacen el juego al poder; o sea, que se acogotan en cuanto huelen a los que detentan el poder. ¡Así nos luce el pelo!

    Ni una palabra de protesta contra la miseria que cobramos los Abogados de Oficio por la prestación de ese servicio público esencial en un Estado de Derecho. Ni una idea realmente subversiva o incómoda con el poder establecido (político e institucional) que haga temblar las estructuras de opresión que vivimos los Abogados de Oficio. Ni una palabra de convocar una huelga del Turno, llámese huelga, llámese cesación voluntaria del servicio (por aquéllo de si estamos o no dentro del art. 28 de la Constitución), o llámese como se quiera, pero todos nos entendemos. No. Ni una palabra. Que por cierto…, y lo trataremos en breve: en algún Colegio se ha adoptado del acuerdo de HUELGA en el Turno de Oficio (incluídas las Asistencias al Detenido), e incluso han sido apoyados los compañeros por aquel Decanato…; cuando se hace bien, se hace bien y nosotros no criticamos por criticar sino sólo cuando se hace mal; pero si se hace bien, como es el caso, también nos regocijamos en reconocerlo.

    Pero en definitiva, y volviendo a la otra “foto de las Azores” que ilustra este post, sólo vemos ahí las palabras huecas e insulsas que estamos hartos de escuchar a nuestros Decanos, a nuestro Presidente del Consejo General…, en definitiva, lo mismo de siempre, las mismas chorradas de siempre, promoción de medidas que sólo son auténticos monumentos a la estupidez humana y la misma palabrería políticamente correcta de siempre, frente a la que no dudamos que el Megalómano ministerial deba estar temblando y no logre conciliar el sueño por las noches…, dicho sea irónicamente. ¿Y así piensan de verdad que se combate un Proyecto de Ley que nos amenaza con la semiesclavitud por los próximos veinte años por lo menos? ¿Sólo se les ocurren mesas redondas, cuadrípticos informativos (lo del cuadríptico repito que es de nota), o concentraciones ILEGALES frente al Congreso de los Diputados? ¿Y esa clá son Abogados del Turno de Oficio que dicen defender a los Abogados que prestamos el Turno de Oficio? Pues con semejantes Abogados defensores, chicos, vivan los Ministerios Fiscales.

    No os extrañéis de que con el tufillo de cobardía y de arriado de nuestras banderas de guerra El Patio haya decidido seguir peleando por la Causa pero contando ya sólo con nuestras propias fuerzas y sin ninguna dependencia jerárquica ni orgánica de nadie.

    Pero una vez denunciado lo que no nos gusta, y por eso nos apartamos de ello, tranquilizamos a nuestros lectores, sobre todo a los de nuestro Colegio, para decirles que El Patio sigue en pie; que El Patio de mi Colegio va a continuar, contra viento y marea, al pie del cañón defendiendo todo aquéllo en donde se esté jugando el porvenir de nosotros, los Abogados. El Patio no va a participar jamás en politiqueos bastardos, en pasteleos ramplones, en fotitas de las Azores para fardar delante de los amigos pero sin que ello redunde en nada útil para el colectivo. No. El Espíritu de Gijón no es eso en absoluto y es nuestra obligación respetarlo y hacerlo respetar.

    Fieles a ese Espíritu de Gijón, El Patio de mi Colegio mantiene íntegra su independencia orgánica y operativa, inmaculada su honorabilidad institucional, y os asegura que seguirá con fidelidad exquisita los principios que informaron nuestro movimiento reivindicativo desde sus orígenes.

    El banderín de enganche para integrarse en esta sugestiva aventura reivindicativa está abierto; intégrate en El Patio y cada día seremos un poco más fuertes, más respetados, más tenidos en cuenta por políticos y por Decanos. Cuanto más fuerte sea El Patio, más cerca tendremos conseguir que se respeten nuestros derechos y que se acojan nuestras reivindicaciones. Nosotros te proponemos un “contrato social” en donde fijamos el catálogo de carencias endémicas que sufre nuestro colectivo y, por ende, las líneas maestras que deben integrar nuestra filosofía de combate institucional para mejorar nuestras condiciones del ejercicio de nuestra profesión.

    Nosotros cumplimos nuestra parte en el contrato. Ahora te toca a ti cumplir la tuya.

    ¡Te esperamos!

     
    • FLECO AMARILLO 17:52 el 10 junio 2014 Permalink | Responder

      Estimados compañeros y compañeras de profesión:

      De cara al verano que tan alegremente y soleado se nos plantea, volvemos o mejor dicho CONTINUAMOS, con los mismos, exactamente los mismos problemas dentro del ámbito de nuestra profesión aquí en Gijón y gracias a las gestiones y sobre todo “ayuda” y concienciación de SERVICIO por “nuestro” Colegio a nosotros los colegiados.

      Si, nosotros; tu, yo, esos, estos que pagamos religiosamente una Cuota cada nada, sencillamente para algo tan concreto y simple como que se NOS AYUDE. Que se nos den las condiciones, facilidades y herramientas necesarias para salir adelante en esta complicada pero apasionante profesión y que por ende y sin necesidad se nos hace más complicada cuando debería ser todo lo contrario.

      Creo que somos víctimas del pasotismo y el servilismo más absoluto.

      Parece que hubiera miedo, de qué?? , De qué para reivindicar tus derechos?

      Se te paga dignamente y PUNTUALMENTE y a mes vencido tu trabajo en el turno de oficio??

      Respuesta: Si no es así: porque, POR QUÉ me pregunto yo vamos protestando por los pasillos del Juzgado, y entre nuestros compañeros de Despacho de lo MAL que se gestiona todo esto… de que “son un desastre..” de que no se nos tiene respeto, ni sobre todo y esto es tanto más importante se nos valora nuestro trabajo??

      TE sientes desvalorizado, verdad? O peor: te sientes INDIGNADO porque trabajas y NO se te paga??, pues sabes yo que te digo? : QUE TE AGUANTES.

      No vale protestar, abrir el pico.

      Abrir el pico sólo y exclusivamente para criticar, No sirve una crítica aunque sea constructiva, sino se hace NADA al respecto.

      Y tu compañero, y tu compañera, me gustaría que reflexionaras sobre lo que haces para que TE PAGEN COMO TE MERECES, y sobre todo para pensar en PORQUE no lo haces, o de qué tienes miedo.

      No es digno no querer y no EXIGIR que se cumplan tus obligaciones contigo, tal y como tu cumples con pagar a tu colegio.

      No es digno para ti como persona y como profesional, y NO es digno para la profesión que ejerces.
      Llevo varios años viendo como no cambia ni esto ni nada en relación con este asunto y con muchos otros dentro del ámbito de nuestro Colegio.

      Sinceramente, amigos, prefiero que me paguen como es debido, a que me ofrezcan mil y mil cursos sumamente interesantes para realizar y toda una oferta de los mismos, más de la mitad de ellos pagando igualmente por cierto.

      ¿CÓMO ES POSIBLE, ME PREGUNTO YO, QUE NO SEAMOS CAPACES DE ABRIR LOS OJOS CON RESPECTO A ESTO??

      De verdad pensamos que nuestro Colegio necesita, todo el presupuesto que se le asigna para repartir entre las AJAS, y excursiones a diferentes sitios a muchos de los cuales ni siquiera tu irás o no tienes interés ninguno en acudir? Sinceramente y otra vez lo mismo: prefiero que me paguen PUNTUALMENTE mi trabajo, a que me inviten a Covadonga, o me manden circulares para ofertarme cursos gratuitos pocas veces…

      Estamos instalados en la COMODIDAD, y mientras sigamos así, NO VAS A COBRAR POR TU TRABAJO.

      Si de verdad te importa esto, esto es una de las cosas y cuestiones por las que desde aquí estamos LUCHANDO con todas nuestras fuerzas.

      Nadie desde nuestra Asociación está pidiendo cosas desorbitadas, tú lo sabes, y del mismo modo es lo único que nos mueve, que TU, y nosotros tengamos (YA QUE PAGAMOS), unos servicios de calidad cuando realmente los necesitamos y sobre todo que se nos pague y SE TE PAGUE lo que trabajas.
      Sólo por esto, te animaría a que nos contactaras y nos ayudaras en esta lucha que yo personalmente considero tan, tan DIGNA Y JUSTA.

      Estamos esperando que quieras ayudarnos a “ayudarnos y ayudarte”.

      Pero si sigues sin hablar, sin decir nada, sin comentarnos, sin contactarnos, no podemos hacer nada para que a ti al igual que a todos y todas se nos pague cuando toca.

      No es necesario que hagas nada extraordinario, solo que sumes uno más .Porque con uno más, uno más y otro más, al final tú COBRAS TU DINERO.

      Pero si no te implicas seguirás como siempre. Sin tu dinero.

      Un abrazo compañeros.

  • El Novio de la Muerte 18:43 el 8 June 2014 Permalink | Responder  

    La foto de las Azores, o la degeneración de una ilusión (I) 

    El Patio de mi Colegio ya no pertenece a la CEAT. Nuestra Asociación, tras debatirlo en Asamblea, decidió apartarse de una Confederación que ya no se parece en nada a lo que con tanto esfuerzo e ilusión colaboramos a su alumbramiento como sus principales “padres” cuando allá por el mes de Junio del año 2.009 convocamos y celebramos en nuestra ciudad el que fue el I Congreso Nacional de Abogados del Turno de Oficio, primero que se celebraba en España y acaso en todo el mundo; pioneros que somos los de Gijón. Aquel Congreso nacido casi en la clandestinidad por obra y gracia del que siempre dice NO (…), alcanzó la pujanza que alcanzó no sólo aquí en Asturias sino en toda España quizás debido precisamente a esa cerril hostilidad, pues nunca hasta la fecha nadie se había molestado en analizar monográficamente los problemas y las miserias de la Abogacía de Oficio como hicimos ante toda España los que poco tiempo después constituímos formalmente lo que hoy es nuestra Asociación de Abogados de Oficio “El Patio de mi Colegio”.

    El caso es que si algo caracterizaba a la CEAT nacida a las riberas del Cantábrico (y diría que hasta a las riberas del río Piles dada la ubicación del Hotel en donde celebramos aquel Congreso) era su carácter abiertamente radical, reivindicativo, directo y casi hasta ciertamente iconoclasta. Eso fue lo que integró el concepto de lo que se llamó “el Espíritu de Gijón”, el cual impregnó no sólo aquel Congreso, sino la filosofía fundacional de la Confederación a la cual “los padres fundadores” quisimos y supimos impregnar de ese rabioso estilo directo, ardiente y combativo.

    Fruto de aquellas venturosas jornadas, amén del acuerdo congresual de fundar y constituír lo que luego se denominó CEAT, fue la elección de un puñado de compañeros de toda España que, debidamente delegados por los congresistas, formaran una Comisión Constituyente que redactara unos Estatutos y diera forma a la idea surgida –todo hay que decirlo- de las propias cabezas pensantes gijonesas, que fueron quienes luego la expusieron a los compañeros venidos hasta de 8 Comunidades Autónomas distintas cuando aquí nuestro DecaNO nos negaba el pan y la sal (cinco años después, como Julio Iglesias, la vida sigue igual…) y se seguía agarrando a humillantes y vejatorias expresiones como “supuestos Abogados”, “supuesto Congreso” o “supuestos colegiados” para referirse a nosotros… para seguir negando que la Tierra es redonda. Para su zozobra y la de los cipayos que le secundan, El Patio no es hoy, como no lo fue nunca, una realidad virtual, mi querido lector, sino una realidad física, tangible, muy presente en la vida colegial gijonesa desde que nuestras compañeras Las Cuatrillizas un buen día del año 2.008 dieron un paso al frente y nos pusieron las pilas a todos los que cogimos el testigo y fuimos detrás.

    Pero no quiero desviarme.

    El caso es que tras redactar y aprobar trabajosamente aquellos Estatutos confederados, y redactar un Programa Máximo de reivindicaciones profesionales que también, como casi todo, fue “cosecha Patio” casi en su totalidad, este humilde redactor de estas líneas resultó elegido primer Presidente de la Confederación. Bajo mi mandato nos afanamos en asentar el proyecto confederado en todo el territorio nacional, y así podemos decir que hasta Marzo de este año la CEAT tenía miembros inscritos de hasta 10 Comunidades Autónomas, incentivando como era nuestro objetivo el asociacionismo independiente y rebelde entre los compañeros de toda España; tendimos puentes con las instituciones corporativas de nuestra profesión en una actitud que fue constantemente dinamitada desde dentro y desde fuera porque a La Casta –que también la hay en la profesión, y muy casposa por cierto- no le interesa que el aire fresco entre por las ventanas, y porque muchos indigentes intelectuales que se ponen todos los días la toga como nosotros parecen jugar en el equipo rival y persisten en dispararse en el pie una y otra vez en lugar de defender lo que es nuestro, nuestro porvenir, nuestros derechos y nuestros intereses.

    Así las cosas, de cara al III Congreso Nacional de Abogados del Turno de Oficio que celebramos el pasado mes de Marzo en la localidad madrileña de Alcalá de Henares, este Presidente, que lo era de la CEAT, no tuvo más alternativa que fustigar a la Nomenklatura institucional de nuestra profesión por torpedear su celebración cuando Carlos Carnicer, actuando a traición, convocó un Pleno del Consejo General prescindible que bien podía haber convocado para cualquier otro fin de semana del año (que tiene 52 nada menos), máxime después de que, desde Navidades, a través de su Secretaria, se nos hubiese dado palabra de la aceptación por su parte de la invitación que le cursó la CEAT en el mes de Noviembre para que asistiese al evento en la doble calidad de Ponente y además en el de una de las autoridades que iba a abrir el mismo Congreso. Pues bien, cuando la deslealtad y la mala fe presiden la acción de una institución que vive a nuestra costa, que cobra un buen dinero a nuestra costa y que figura en el papel couché a nuestra costa, lo menos que tiene uno derecho a hacer cuando es injustamente menospreciado por el poderoso es ejercitar su sacrosanto derecho a la legítima defensa; todos somos Abogados y no voy a recordar aquí los fundamentos doctrinales últimos de tal derecho inalienable. Tras comprobar que, en efecto, después de confirmar su asistencia, el Sr. Carnicer nos traiciona a dos semanas del Congreso (¡dos semanas, señores!) y maliciosamente decide convocar una fruslería del Consejo General para el mismo día, a horas totalmente incompatibles lo uno con lo otro (cuando era totalmente factible compatibilizar ambos eventos a poca buena voluntad que hubiesen tenido), vemos cómo se van produciendo sin solución de continuidad, en cascada, las deserciones de otros Ponentes que iban a participar en nuestro Congreso Nacional: el Decano de Málaga (Presidente, a la sazón, de la Comisión de Turno de Oficio del CGAE, de la cual, por cierto, forma también parte un tal Sergio Herrero…), el Decano de Alcalá de Henares (anfitrión del Congreso y que tampoco podía asistir a nuestro acto si Carnicer convocaba un Pleno el mismo día a la misma hora), la Decana de Madrid y Vicepresidenta del CGAE…, además de bloquear la asistencia de otros Decanos que ya habían comprometido la misma como congresistas de a pie como eran los casos de los de Valladolid o Toledo, por ejemplo. Un Congreso que pretendía normalizar la relación entre los entes corporativos de nuestra profesión con los movimientos reivindicativos más rebeldes, y que se veía abocado al fracaso, sin margen de tiempo ya para hacer cambios aceptables de Programa, con media nómina de Ponentes que no iban a asistir, y todo gracias a la deslealtad y mala fe del Presidente del Consejo General, que convocó un Plenito del CGAE en una fecha que él ya tenía marcada en rojo desde Navidades, y a las malas artes por lo bajini –ésta es una apreciación subjetiva- de otra tercera persona…

    Porque a nadie se le puede escapar el dato objetivo de que nuestro no amado DecaNO es, como dije antes, el nº 2 de la Comisión de Turno de Oficio que preside el Decano de Málaga, y que iba a ser Ponente, Francisco-Javier Lara. Es creíble y cabe dentro de la pura lógica que la mala prensa y las insidias que indudablemente el Sr. Herrero extiende por doquier del Patio y de quienes lo dirigimos hayan llegado de primera mano a su colega de Comisión, que éste hablase con Carnicer, y que de común acuerdo a tres bandas se escogiera la vía de la sutileza como la más adecuada para pinchar el III CAT´14 dejando a dicho evento huérfano de Ponentes a pocos días de su celebración. Era su siniestra jugada maestra; siniestra, y rastrera. Repito: no es una acusación formal, pero sí una sospecha fundada de varios patios y de incluso algunos compañeros de Confederación que hábilmente hilaron unos datos con otros y al final tenemos una historia que tal vez, sólo tal vez, podría ser la causa última de una maniobra tan rastrera como traicionera por parte del más alto responsable del CGAE. De hecho, y como prueba manifiesta de lo anterior, recuerdo cómo cuando el día que acudí personalmente, junto a otra compañera de la Junta Directiva del Patio, a cursar la invitación de asistencia al Congreso de Alcalá al DecaNO Sr. Herrero, éste nos confesó que efectivamente había “desaconsejado” a Lara y a Carnicer su asistencia a nuestro Congreso porque (sic), abrimos comillas, “vosotros –El Patio, la Confederación- no estáis ahí para luchar por los intereses de los Abogados, vosotros estáis buscando otros fines” (sic), cerramos comillas. La compañera de Directiva en cuestión seguro que recuerda perfectísimamente estas groseras palabras de quien ocupa la más alta cota de representación de nuestro Ilustre Colegio y podrá dar testimonio de la veracidad de mis afirmaciones…

    Claro, lo uno lleva a lo otro: una vez constatamos la deslealtad con que nos obsequiaban desde arriba y la amenaza de arruinar el Congreso por deserción forzada de Ponentes clave, nuestra respuesta rápida, ágil y contundente no se hizo esperar. Pero es que no era para menos, mis queridos compañeros. En el mensaje de salutación al Congreso alcalaíno, éste que suscribe cargó sus diatribas como Presidente confederado contra unos responsables institucionales de la Abogacía que no nos merecemos y que nos habían tratado con displicencia aceptando primero (con más de tres meses de antelación) nuestra gentil invitación, para cancelarla por la vía de la deslealtad y la traición a pocos días del Congreso y con una disculpa tan peregrina como que el Presidente del CGAE había convocado para ese día un Pleno del Consejo…, que simplemente era para celebrar unas elecciones corporativas que bien podían haber sido convocadas para una semana antes, o para una semana después, porque eso no corría ninguna prisa y se podía correr en el calendario a discrección. El colmo del cinismo ocurre cuando, tras nuestro lógico malestar expresado en el blog del Congreso confederado, la Abogacía institucional monta en cólera y entonces nos dicen que “debido a esas acusaciones tan injustas”, ni Carnicer ni nadie del Consejo (ningún Decano) va a acudir a Alcalá de Henares ni como Ponente ni como público; vamos, que nos bloqueaban con un cordón sanitario. ¡Cinismo sublime!

     
  • El Novio de la Muerte 11:19 el 12 February 2014 Permalink | Responder  

    Convocatoria del III CONGRESO NACIONAL DE ABOGADOS DEL TURNO DE OFICIO (III CAT´14) 

    Queridos compañeros:

    Los próximos días 7 y 8 de Marzo vamos a celebrar, en la universitaria ciudad de Alcalá de Henares, el III Congreso Nacional de Abogados del Turno de Oficio (III CAT´14) que organiza la Confederación Española de Abogados del Turno de Oficio y Asistencia Jurídica Gratuita (CEAT) con el siempre impagable impulso de nuestra Asociación local, El Patio de mi Colegio. Cita importante para cualquier Abogado, pero imprescindible para quien además desempeñe el Turno de Oficio y/o la Asistencia Jurídica Gratuita en cualquier lugar de España.

    Desde los tiempos tan entrañables como ciertamente duros e ingratos del I CAT´09, celebrado en Gijón como recordáis todos, con la vergonzosa hostilidad manifestada por la Junta de Gobierno de nuestro Colegio, mucho camino hemos hecho al andar, que diría el poeta, y muchas cosas han sucedido en nuestra profesión. Lo que en aquel momento se dio en llamar “el espíritu de Gijón” continúa vigente hoy en día, y fruto de ese encomio desinteresado, idealista y casi utópico, fue la elaboración de los Estatutos de lo que hoy es la Confederación y el posicionamiento claro y diáfano de la CEAT como bastión irreductible de la defensa a ultranza, sin concesiones a la galería, de los intereses profesionales de todos los Abogados de España y especialmente de quienes servimos al Estado en la previsión constitucional de su artículo 119.

    Se han convertido en cita tradicional nuestros sucesivos Congresos Nacionales; después del primero en Gijón (memorable por muchas razones, y porque fue el primero que se celebraba en todo el mundo sobre la materia), en el año 2.011 lo celebramos en Córdoba y ahora le toca a Alcalá de Henares. Ponentes de la categoría profesional, intelectual y mediática como Javier Gómez Bermúdez (Magistrado de la Audiencia Nacional) o Javier Nart (insigne compañero de toga barcelonés) han sido sólo algunos de los más preclaros ejemplos de la elevada calidad técnica de los participantes en ediciones anteriores al aportar su experiencia, elocuencia y sugerencias ante los gravísimos e irresolutos problemas que adolece la Abogacía de Oficio. Oír del Juez Gómez Bermúdez que es inaceptable la prestación económica abonada por el Estado a los compañeros que actuaron de Oficio en el juicio del 11-M, ó a nuestro compañero Javier Nart que la estructura de la Justicia Gratuita en España “es un Rolls-Royce sin gasolina”, aludiendo a la excelente planificación teórica junto a la denigrante retribución económica que percibimos, no tiene precio. Y el III CAT´14 de Alcalá no se quedará atrás en absoluto pese a los desprecios y las huídas cobardes de quienes rehúsan dar la cara y exponer sus argumentos… caso de que los tengan…, para defender su más que discutida y discutible gestión al frente de órganos de los que se sirven, pero a los que no sirven ni para los que sirven.

    Hasta Agosto del 2.010, y tras ímprobas reclamaciones de nuestra Confederación al CGAE, a los Colegios, al Gobierno, al Defensor del Pueblo, ante los medios de comunicación…, siempre con El Patio como punta de lanza de todas las reivindicaciones e iniciativas, por fin se consiguió que el Abogado de Oficio, teóricamente, pase a disfrutar también de la Sanidad pública. Y decimos teóricamente porque se impuso un baldón humillante, injusto y que me atrevo a calificar no sólo de ilegal sino inconstitucional, el cual consiste en limitar esa cobertura de la Sanidad pública a Letrados cuyos ingresos brutos no superen la cantidad de 100.000 euros anuales. Ignorando que la Sanidad se sostiene por medio de impuestos y quien tenga la fortuna de ingresar (que no es lo mismo que ganar, ojo…) más de 100.000 euros anuales, contribuirá más y mejor al fisco que el que gane menos. Bueno, pues nuestros representantes corporativos, tras recordar en una línea este hecho indudable, llevan año y medio sin abrir la boca al respecto, sin exigir con contundencia verbal e incluso con la procesal que las leyes nos otorgan y que a ellos obliga dados los cargos institucionales que ocupan en la profesión, la inmediata derogación de ese límite económico y lograr que todo Abogado de España, independientemente de cuál sea su cuenta de resultados, disfrute de la Sanidad igual que hace cualquier otro ciudadano español o incluso extranjero residente en nuestro país. Ni una sola palabra.

    Como tampoco se dice nada, y se hace menos, para evitar al fin que el coste de la Justicia Gratuita en España siga recayendo, como pasa desde hace más de 30 años de democracia, sobre las dolientes economías privadas de los Abogados que desempeñan ese servicio público. Dicen, de cara a la galería, que el Turno de Oficio está mal pagado, para sonreír a renglón seguido de cara a la cámara, dar la mano al político de turno, y esperar que el tiempo traiga alguna prebenda o reconocimiento del tipo que sea para premiar servicios prestados por la docilidad y mansedumbre con el poderoso de todo signo político en detrimento de los Abogados, que les pagamos Secretarias, dietas y coche oficial.

    Desde nuestras alturas corporativas se tiene más en la boca y en el espíritu la defensa incondicional de los intereses del justiciable que los del Abogado. Un justiciable que ya tiene la defensa de las Organizaciones de Consumidores, y que no le paga al Sr. Carnicer ni una Coca-Cola, frente a unos Abogados que somos los que nos vemos obligados –esa es la palabra adecuada, “obligados” si queremos ejercer- a sostener económicamente con nuestros cada día más escasos dineros la costosa burocracia del Consejo General de la Abogacía Española y de 83 pequeños Reinos de Taifas que no quieren soltar su bocado -aquí en Gijón vimos el rebote mayúsculo del DecaNO ante la posibilidad de que se le acabase el chollo si al final desaparecía el Colegio- porque han hecho de su existencia la razón de vivir -y vivir bien- de muchos, que dicen acudir a las elecciones a servir a lo público (sic), cuando lo que realmente ocurre es que la inmensa mayoría medran para servirse de lo público.

    ¿Hasta cuándo nuestra indolencia?

    ¿Hasta cuándo seguir consintiendo que sean los propios Colegios de Abogados quienes hagan de esquiroles a romper una huelga del Turno en cuanto en algún sitio los compañeros cesan voluntariamente en su prestación de servicios profesionales como medida de presión contra la Administración que nos paga como a esclavos el trabajo de hombres libres? ¿Hasta cuándo vamos a seguir consintiendo que nos ninguneen como a los “siervos de la gleba del siglo XXI”? ¿Por qué callar si una Consejera de Justicia de una Comunidad Autónoma -Asturias- nos llama “peseteros” o si otro homólogo de otra Comunidad Autónoma -Valencia- dice que el Turno de Oficio le está saliendo “muy caro”? ¿Por qué quienes por las poltronas que ocupan deben salir como jabatos en defensa de nuestra dignidad profesional y luchar a brazo partido con la Administración para que nos paguen a criterio de mercado (los Abogados también somos humanos y nos afecta la crisis económica, como a todo el mundo), callan y otorgan cobardemente mientras en las fotos ríen y siguen sonriendo con el Poder como si vivieran en la Arcadia feliz?

    Todas las reformas procesales que habidas en España desde la promulgación de la nueva Ley de Enjuiciamiento Civil en el año 2.000 tienden directa o indirectamente a robar cuota de mercado a los Abogados: juicios monitorios, arbitraje, mediación (con la ley actual un Ingeniero Aeronáutico o un Veterinario puede ser mediador), supresión de segunda instancia en muchos procedimientos judiciales… El actual Ministro de Justicia ha cedido ante las presiones del Consejo de Colegios de Notarios de España y les prometió darles las separaciones y divorcios de mutuo acuerdo y sin hijos menores a precios irresistibles para los Abogados…; ahí vemos, por enésima ocasión, la diferencia entre ocupar un puesto de defensa de sus colegiados y ejercerlo fiel y lealmente, y no hacerlo y dedicarse a otros menesteres menos loables como la defensa del justiciable mientras nosotros y no el justiciable somos quienes pagamos su coche oficial o sus aviones en Business.

    En el último año se ha visto la repercusión de la Ley de Tasas en la profesión y el mazazo, para algunos compañeros, definitivo, que supuso la entrada en vigor de la Ley de Robin Hood, pero sin darle luego el dinero a los pobres, porque con esa Ley se roba el dinero a los pobres para dárselo a los ricos. La actitud de los órganos corporativos de la profesión fue en todo momento sangrar una vez más por el justiciable, por la tutela judicial efectiva del art. 24 de la Constitución, por la merma en derechos fundamentales y en el acceso a la Justicia de todos los ciudadanos… Pero ni una palabra recordando e incidiendo que esa disminución de la judicialidad en los Tribunales ante el Tasazo implica un tiro de gracia en la economía del 90 % de los Despachos de Abogados españoles, que nos quedamos sin trabajo. Mas faltamos a la verdad si decimos que no han recordado nuestros próceres corporativos ni una sola palabra sobre la materia. Sí que lo han hecho, para sentar la idea, falsa de toda falsedad, de que “en absoluto” la Abogacía española (sic) se opone a la Ley de Tasas por corporativismo y por defender su cuota de clientela, sino por su defensa del ciudadano por la función social de la Abogacía y blablabla… Como dijera el responsable de la defensa del Cuartel del Simancas, aquí en Gijón, en 1.936, “disparad sobre nosotros, el Enemigo está dentro”.

    Eso sí: fotos sonrientes con el poder político, el económico y el institucional del Estado en su triple acepción de Estado central, autonómico y local, todas las del mundo. Porque como bien sabemos, el que se mueve no sale en la foto y acaso luego pierdan futuros trampolines para mejores poltronas si ahora se muestran “excesívamente” beligerantes en la defensa de la Abogacía y los intereses de quienes formamos parte de ese colectivo de más de 140.000 profesionales en toda España.

    Por eso se hace imprescindible el concurso en la vida corporativa de la profesión de la CEAT; y en lo que a Gijón se refiere, por eso se torna en absolutamente necesario la presencia activa y constante del Patio para recordarle a la Junta de Gobierno que los Abogados tenemos nuestros problemas y que ellos están haciendo menos que nada a la hora de luchar y pelear por nosotros. Sólo El Patio de mi Colegio en Gijón está dando la cara para defender lo que es nuestro.

    Por eso ha nacido la CEAT y las Asociaciones locales que alumbraron su nacimiento, como El Patio de mi Colegio. Porque se torna en imprescindible que una voz DE ABOGADOS Y PARA ABOGADOS se oiga en el ámbito de la Justicia en España. Porque ya está bien de sostener organismos medievales con el dinero que no tenemos y que luego se encarguen de defender intereses bastardos que nos son ajenos y a veces son hasta antagónicos. Un Despacho de Abogados no es una ONG-Jurídica sino una actividad profesional que busca el lucro a través del trabajo; algo tan honesto y tan sincero como eso. No somos ni la OCU ni Caritas. Somos profesionales del Derecho y por eso queremos vivir del ejercicio del Derecho. Igual que un Juez, que un Fiscal, que un funcionario cualquiera de la Administración. No somos más, pero tampoco menos que ninguno de ellos. Y si quienes han de defender nuestros intereses renuncian vergonzosamente a hacerlo, tendremos que constituirnos en autodefensa y actuar por nosotros mismos para defender el Pan y la Justicia que nos corresponde a todos los que ejercemos esta profesión. Por eso está aquí la CEAT.

    En nuestro inminente III Congreso Nacional trataremos temas de pujante interés y relevancia para todos nosotros: qué papel (ignominioso, ciertamente) desempeñan hoy los Colegios de Abogados y toda la estructura orgánica de nuestra profesión, y cuál debería asumir si quieren que permitamos su supervivencia con nuestro amor, nuestro respeto y sobre todo con nuestro dinero a modo de cuotas; un análisis exhaustivo de la nueva Ley de Asistencia Jurídica Gratuita que pretende promulgar el actual Gobierno; la incidencia asesina que la Ley de Tasas ha tenido sobre nuestros Despachos, y cuáles puedan ser las herramientas legales a nuestro alcance, ciertamente imaginativas algunas, para combatir su aplicación y lograr su final erradicación del panorama legislativo español; y por último, un tema ciertamente nuevo y sugestivo: diseñar lo que debería ser el Estatuto del Abogado de Oficio, pues el CGAE ha tenido a bien redactar y apadrinar la Carta de Derechos del justiciable en materia de Justicia Gratuita, pero no ha tenido la valentía de hacer lo propio, y con todo su ahínco, para publicar y promocionar un documento análogo que pusiera a los Abogados en el puesto de honor que ciertamente nos corresponde: pues bien, si no lo hacen ellos, lo haremos nosotros, los confederados.

    Tenéis el acceso a toda la información relativa al III Congreso Nacional de Abogados del Turno de Oficio en el siguiente enlace: http://www.congresocat.com  Ahí podréis ver el Programa con todas sus Ponencias y la nómina de ponentes; distintas opciones de alojamiento a precios preferenciales; impreso de inscripción, etc. Recordad que los afiliados al Patio son miembros de pleno derecho de la Confederación y por lo tanto se pueden acoger a los precios reservados para los confederados. Y los que todavía no lo seáis, en El Patio os esperamos con los brazos abiertos y además podéis incluso afiliaros si lo deseáis sólo a la Confederación, con bonificación especial para promocionar el Congreso, y participar de la CEAT como Letrados individuales.

    Y llegados a este punto, ¿todavía tienes dudas, querido compañero, para no acudir a Alcalá de Henares en Marzo y participar de nuestro Congreso, que es el tuyo?

    Germán-Ramón Inclán Méndez
    – Presidente CEAT –

     
  • Raffles - Amateur Cracksman 15:28 el 30 January 2014 Permalink | Responder  

    LETRADOS DE CHAMPIONS LEAGUE Y DE SEGUNDA REGIONAL. AL PRINCIPADO DE ASTURIAS SE LE PERMITEN 780 EUROS POR DOS FOLIOS. 

    Os dejo el enlace a una entrada que demuestra cómo para nuestros nunca bien ponderados órganos jurisdiccionales continúan existiendo clases sociales entre los defensores: los que juegan en la champions league (Ministerio Fiscal e integrantes de los Servicios Jurídicos de las respectivas Administraciones) y de segunda regional (los profesionales). Se ve que el ser empleado público es como ser miembro de la masonería o de la antigua y venerable orden del Temple: entre los hermanos se protegen a ultranza. Aquí os dejo la entrada que sirve de prueba.

     
  • sav0narola 02:04 el 14 December 2013 Permalink | Responder
    Etiquetas: PELIGRO: SECRETARIOS JUDICIALES SUELTOS   

    “He podido ver también que en este mundo hay corrupción y maldad donde debería haber Justicia y rectitud” ECLESIASTÉS 3:16.

    Ya empieza a hacerse patente la ganancia de poder que han adquirido los secretarios judiciales a raíz de las últimas reformas procesales, Todo ello, llevado al plano de la praxis diaria de la abogacía se traduce en constantes dislocaciones de párpados entre los compañeros. Y es que, aunque el espíritu últimas reformas del las leyes rituarias es la de descargar al juez de resoluciones de mero trámite o impulso procesal, muchas de las decisiones de los secretarios judiciales perjudican gravemente la continuación natural del proceso hacia la resolución final, lo que supone una clara injerencia en el fondo del asunto.

    Para más inri, últimamente me topo con decisiones erróneas por parte de los secretarios judiciales que cierran ese camino natural del proceso sin ningún tipo de motivación y en y aión torcida de normas procesales. Y a partir de ahí, maldita la gracia cuando te topas decretos sin recurso que te paralizan sine die, cierran autos o liquidan tasas de forma arbitraria porque no le corresponde al Poder Judicial la gestión de los ingresos públicos,

    No tengo nada contra la figura del secretario judicial, ni con el refuerzo de sus atribuciones, pero sí contra la suplantación de las funciones del juez en clara quiebra del ordenamiento jurídico y en fraude y perjuicio del profesional y el justiciable,

    Y parece que el fenómeno va in crescendo, se diría como una sobrepoblación de jabalíes en los cotos cercanos a las carreteras y autovías, de ahí su necesidad de señalización para evitar futuros perjuicios.

     
  • c
    Crea una nueva entrada
    j
    Siguiente entrada / Siguiente comentario
    k
    anterior entrada/anterior comentario
    r
    Responder
    e
    Editar
    o
    mostrar/ocultar comentarios
    t
    ir al encabezado
    l
    ir a iniciar sesión
    h
    mostrar/ocultar ayuda
    shift + esc
    Cancelar